Enuresis

1. ¿Qué es?

Se trata de la micción repetida en lugares inapropiados, ya sea involuntaria o voluntaria. Para establecer un diagnóstico de enuresis la emisión de orina debe ocurrir por lo menos dos veces por semana durante un mínimo de 3 meses, o bien debe provocar malestar clínicamente significativo o deterioro social, académico o de otras áreas importantes de la actividad del niño.

2. ¿Qué tipos hay?

Según el momento:

El niño nunca ha controlado la orina. Es el caso más común (el 80% de los casos).

El niño vuelve a mojar la cama tras un periodo de entre tres a seis meses de presentarse un control regular. Es decir, el niño consigue controlar los esfínteres, pero pasado un tiempo, vuelve a no tener control sobre su pis.

El niño moja la cama todos los días.

El niño se levanta seco algunos días, y mojado los demás días.

3. ¿Cómo solucionar el problema?

Pide ayuda para el niño a un profesional. Estás en el lugar adecuado.

Es fundamental que la búsqueda de ayuda se haga lo antes posible, sin dejar que las consecuencias del problema vayan aumentando y afectando a más áreas de la salud.

4. ¿Qué beneficios te aporta el servicio?

– Obtener acompañamiento profesional y especializado durante todo el proceso terapéutico.

– Comprender lo que le ocurre al niño mediante una evaluación previa y adquirir las herramientas específicas que necesitáis en cada momento.

– Disfrutar de la seguridad y la confianza que necesitas tanto tú como el niño en un espacio único.

– Gozar de comodidades a la hora de realizar las sesiones: si vivís en Valdebebas (Madrid) o cerca podréis disfrutar de una consulta agradable y adecuada para realizar la sesión. Si el niño es mayor de 16 años, las sesiones también se pueden realizar de manera online.

– Mejorar vuestra calidad de vida saliendo reforzados de la situación que os llevó a consulta.